Bienvenidos a www.cambiopositivo-liliana.blogspot.com

Si en tu vida hay alguna circunstancia o situación y deseas que te ayude a afrontarla, o si no te han quedado claro algunos puntos puedes escribirme a cambiopositivo@hotmail.com

Páginas vistas la semana pasada

TRADUCTOR

English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

this widget by www.AllBlogTools.com

sábado, 19 de octubre de 2013

Relato El pez y la Tortuga

Amanecía. Los primeros rayos del sol se reflejaban en las aguas azules del mar. Una tortuga que había pasado largo tiempo conviviendo con un asceta, salía de su sueño profundo y se desperezaba en la playa.
Abrió los ojillos y de repente, vió un pez, que sacaba la cabeza del agua. Cuando el pez se percató de la presencia de la tortuga, le preguntó:
-Amiga tortuga, presiento que hay sabiduría en tu corazón, pues has vivido largamente con un hombre sabio; por eso quiero hacerte unas preguntas ¿que es el agua?
La tortuga, sorprendida y sin poder contestar, se quedó mirando. El pez aguardó un instante y después, al ver que el silencio se prolongaba demasiado, volvió a repetir su pregunta.
-Amiga tortuga, en tu infinita sabiduría, ¿puedes responderme que es el agua?
-Amigo pez, has nacido en el agua, en el agua estás viviendo y en el agua hallarás la muerte. Alrededor de tu cuerpo hay agua y agua hay dentro de tu cuerpo. Te alimentas de lo que encuentras en el agua, vives en el agua, en ella hallarás a tu pareja y en ella te reproducirás.Es más gracias a ella, el agua, forjarás nueva vida. Y tú, pez necio,¿tu me preguntas que es el agua?
La moraleja del relato : no siempre sabemos o queremos ver qué pasa a nuestro alrededor; nos habla de los problemas de conciencia e identificación.
El agua simboliza las emociones, el pez como arquetipo de quien vive subyugado o absorbido por el mundo emocional y la tortuga representa la sabiduría quien tiene la capacidad de enfrentarse a lo que le rodea con la perspectiva de la experiencia.
El pez representa a la persona que cree tenerlo todo bajo control y sin embargo pregunta por lo obvio, que es precisamente lo que no puede percibir.
Muchas veces, como el pez, nos sumergimos en un problema o contratiempo, lo integramos a nuestra vida, dejamos que complique y permitimos que influya a otros, sin darnos cuenta que algo esta fallando.
No sabemos o no queremos ver la realidad, una realidad que tocamos a diario y que sólo quienes están a cierta distancia o no involucrados directamente pueden clarificarnos.
El relato como  toque de atención, una llamada a los falsos buscadores, a esos que dicen ansiar el despertar interior pero no se esfuerzan ni lo más mínimo para encontrarlo.
¿Como es posible que el pez jamás se haya preguntado a sí mismo o a otros de su especie sobre el agua?
Como el pez, hay personas que desean alcanzar la via de lo místico y lo espiritual, pero son falsos buscadores de la verdad. Se trata de individuos que viven inmersos en su propio egoísmo, cuando a su alrededor acontecen problemas no parecen darse cuenta;  a veces lo niegan o miran hacia otro lado, como el pez que, nadando en el agua, pregunta por este elemento. Se trata de personas que cometen errores de los que culpan a los demás, individuos que generan daño, pero piensan que han sido las circunstancias y no ellos los responsables.
El pez, como el arquetipo de la persona que dice buscarse a si misma pero en realidad no desea encontrarse. Representaría a quienes se niegan a tomar consciencia del aquí y el ahora, del cómo y del dónde, del cuando y el porque, y como el pez, preguntan a los demás sobre su propia existencia.
                                                 Del libro Cuentos Hindúes

                                                                   

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Me interesa tu opinión.